Saltar al contenido

Diferencias entre difusor de aromas y humidificador

diferentes entre difusores de aromas y humidificador

La aromaterapia es un tipo de terapia que cada día se aplica más gracias a sus beneficios generales ya que permite mejorar nuestra salud y organismo general. Ten en cuenta que respiramos una media de unas 20 veces por minuto. Todo eso hace que sea fundamental que la calidad del aire que ingresa en nuestros pulmones sea la mejor posible. El uso de un difusor o humidificador ayuda a que podamos tener grandes beneficios para mejorar nuestro sistema inmunológico, además de beneficios emocionales.

Pero ¿cuál es la diferencia real entre un difusor y un humidificador? En ocasiones llamamos a uno con el nombre del otro y viceversa. Ambos son productos creados para mejorar el ambiente y nuestra salud general si los usamos adecuadamente.

¿Cómo es un difusor de aromas?

El difusor es un tipo de dispositivo el cual hace que se dispersen en el ambiente micro partículas que son tanto de agua como de aceites esenciales. Existen dos tipos de difusores, los que mezclan agua con aceite y los que hacen uso de aceites esenciales puros sin necesidad de agua.

Todos ellos funcionan con ultrasonidos, aunque te puedes encontrar algunos que tengan un mecanismo diferente. Esto es lo que hace que el agua vibre y que se mezcle para que después se expulse como micro partículas y se llegue a dispersar por todo el ambiente.

Los tipos de difusores que te puedes encontrar en el mercado actual son:

  • Difusor ultrasónico
  • Difusor nebulizador
  • Difusor por calor
  • Difusor por evaporación

difusor aromaterapia

Los mayores beneficios de un difusor de aromaterapia

  • Ayuda a mejorar el estado de ánimo general
  • Purifica el aire que se respira
  • Tiene un efecto relajante
  • Reduce el número de bacterias y hongos en el ambiente
  • Se pueden utilizar mezclas de aceites esenciales
  • No queman los aceites esenciales y por tanto mantienen las propiedades de estos intactas.

Quizás, si tenemos que buscar alguna contra en el uso de un difusor destacaríamos que no se puede hacer uso de ellos en bebés y que no todos los aceites esenciales son aptos para un difusor.

Prueba alguno de estos aceites esenciales ecológicos de máxima calidad con tu difusor de aromas. ¡Te encantará!

¿Cómo es un humidificador?

Los humidificadores son diferentes ya que su función principal es la de aumentar la humedad que existe en un ambiente como puede ser por ejemplo una habitación. Gracias a ello, la humedad del lugar se va a regular, haciendo que existan menos riesgos de infecciones debido a los microorganismos.

Con el uso adecuado de un humidificador, conseguirás además que el aire no se encuentre tan seco y que no se produzcan irritaciones en las vías respiratorias o en la piel.

Otro de sus beneficios es que ayuda a que los catarros y los refriados se puedan prevenir al tener una humedad adecuada que debe de ir entre el 40 y el 60 por ciento.

Encontrarás, tres tipos de humidificadores:

  • Humidificadores de vapor frío
  • Humidificadores de vapor caliente
  • Humidificadores ultrasónicos

Tienes que tener en cuenta que en la gran mayoría de humidificadores que se venden no se puede hacer uso de aceites esenciales ya que se puede llegar a dañar su material de fabricación.

humidificador

Los mayores beneficios un humidificador

  • Se reduce el aire seco del ambiente
  • Se alivian problemas de dolor de garganta, sinusitis, tos seca, entre otros
  • Se equilibra los niveles de humedad del espacio
  • Mejora la dermatitis

Entre los inconvenientes del uso de un humidificador encontramos que si no se utiliza adecuadamente, los niveles de humedad pueden llegar a ser muy variados y excesivos, teniendo como consecuencia el hecho de que haya un mayor crecimiento de las bacterias y ácaros.

Lo mejor en los dos casos es el poder seguir las instrucciones de uso. Por ejemplo, no se debe de pasar el nivel de agua que se debe de colocar en el humidificador o en el difusor, de lo contrario no va a funcionar adecuadamente.

La gran mayoría cuenta con un temporizador para poder determinar el tiempo en el que quieres que esté funcionando en solitario y que así no tengas que estar atento a ello. En el caso de los difusores, se suelen apagar cuando se termina el contenido de su depósito.

La decisión de elegir uno u otro dependerá de lo que estés buscando para tu hogar, lo que está claro es que ambos te aportarán grandes beneficios.